Creando un universo a través de la moda 

Sandra Åberg

“Para mí, las imágenes de moda pueden resultar muy poco interesantes si solo se centran en la ropa —afirma Sandra Åberg—. Quiero contar una historia que vaya más allá y cautive al espectador. Una buena foto (y esto también es aplicable a las fotos de moda) debe hacerte sentir algo”.

Sandra, especialista en fotos de moda, bodas y retratos, lleva trabajando en la esfera 15 años y se enganchó al mundo de la moda tras mudarse a Milán, donde “las personas y la industria me cautivaron e inspiraron; ese universo en el que todo el mundo está creando algo”. Sobre una base de conexiones emocionales y temáticas narrativas, desarrolló un estilo característicamente romántico, etéreo e idealista, algo a lo que su cámara Alpha le ha ayudado a dar forma, según afirma.

sandra-aberg-sony-alpha-7r3-woman-in-a-white-dress-opens-a-red-portal

© Sandra Åberg | Sony α7R III + FE 85mm f/1,4 GM | 1/2500s @ f/1,4 ISO 2000

“Mi objetivo es dar a las personas algo de lo que enamorarse —prosigue—. Transmitir la sensación que tendrían al llevar esta ropa, una sensación de libertad o belleza. Quiero mostrar un universo del que deseen formar parte. Esto exige una estrecha colaboración con modelos y estilistas. Asimismo, prefiero hacer mis fotos en la naturaleza, un entorno que aporta autenticidad y la sensación de libertad y emoción que busco”.

Si la emoción es un componente esencial para lograr que una imagen resulte interesante, ¿cómo puede conseguirse? Para Sandra, se trata de crear una comunicación e ideas visuales potentes. “Una de las cosas que me fascinan de la moda —explica—, es que puedo reunirlo todo en el encuadre y crear el universo exactamente como quiero. Además, al fotografiar a mujeres, puedes crear algo hermoso con sus poses y figuras con esta ropa. Pero no solo eso; también controlas la expresión y el estado de ánimo, y si su gesto es tierno y evocador o decidido y potente. Todo suma para contar la historia”-

sandra-aberg-sony-alpha-7r3-bride-in-a-white-laced-gown-stands-in-a-forest-atmosphere

© Sandra Åberg | Sony α7R III + FE 85mm f/1,4 GM | 1/1250s @ f/1,6 ISO 4000

Al trabajar con las modelos, primero empieza con “unos pésimos dibujos de figuras, que han sido motivo de burla toda mi vida. Sin embargo, me sirven de punto de partida para explicar lo que imagino que siente esta chica, y cómo me gustaría que eso se exprese. También es importante interpretar las propias aptitudes de la modelo, para hacer algo que encaje bien con ella. Algunas tienen una risa maravillosa y parecen muy extrovertidas, mientras que otras transmiten seriedad o una química determinada; todo ello puede sintetizarse en la historia”.

La interacción es la clave y es algo con lo que su α7R III le ayuda enormemente, afirma Sandra. “Para la forma en la que trabajo, la simplicidad al disparar es esencial, porque cuando estoy con una modelo, no quiero distracciones. Quiero estar en el momento con ella, dando vida a su historia. Antes pasaba demasiado tiempo mirando la cámara, pero gracias a funciones como el visor electrónico de la α7R III, es mucho más fácil estar pendiente del sujeto que de los ajustes”.

sandra-aberg-sony-alpha-7r3-blond-bride-with-a-veil-in-front-of-a-feather-and-flower-bouquet

© Sandra Åberg | Sony α7R III + FE 85mm f/1,4 GM | 1/100s @ f/2,0 ISO 400

Sandra utiliza objetivos rápidos como el T* FE 55mm f/1,8 ZA para conseguir sus características imágenes suaves y luminosas. Además, el modo Eye AF de Sony y las nuevas funciones de seguimiento en tiempo real de la α7R IV también son indispensables para su estilo de fotografía. “El enfoque perfecto es algo de lo que ya no tienes que preocuparte —explica—. Por ejemplo, en fotos de Vogue y otras publicaciones de moda, es muy molesto cuando tienes una imagen que parece perfecta, pero al acercarla pierde nitidez. La tecnología Eye AF es tan precisa que no te tienes que preocupar de nada. Solo tienes que enfocar y empezar a disparar, con lo que puedes usar una gran apertura sin problema, lo que te da más libertad para experimentar”.

Un rango dinámico y un rendimiento ISO extraordinarios también contribuyen a crear imágenes más atractivas, lo que, según afirma, le permite dejarse llevar por su instinto y fotografiar sujetos en clave alta con la máxima iluminación de fondo posible. “Con la capacidad del sensor de conservar el detalle no tengo que preocuparme tanto de que algo desaparezca en las sombras. Para mí, es una nueva manera de hacer fotos. Además, como hago mis fotos con mucha luz, me ayuda mucho a la hora de editar. Como es lógico, también uso reflectores y a veces tengo luz de relleno, pero es mejor cuanto más simple, ya que no me gustan las configuraciones complicadas”.

sandra-aberg-sony-alpha-7r3-bride-with-a-veil-is-sitting-in-front-of-a-feather-bouquet-with-a-rose-in-her-hands

© Sandra Åberg | Sony α7R III + FE 85mm f/1,4 GM | 1/100s @ f/1,4, ISO 250

“Estas nuevas tecnologías —concluye Sandra—, se combinan con el instinto de los fotógrafos y potencian nuestra creatividad. Nunca me ha interesado demasiado trastear con los ajustes de la cámara. Lo que me interesa es hacer fotos, el sujeto que hay al otro lado de la cámara y la motivación para hacer cosas nuevas. Por eso, para mí, la α7R III es ideal”.

Productos destacados
ILCE-7RM3
Cámara de fotograma completo de 35 mm α7R III con enfoque automático

ILCE-7RM3

SEL85F14GM
FE 85 mm F1,4 GM

SEL85F14GM

Artículos relacionados
Sandra Åberg
alpha universe

Sandra Åberg

Dinamarca

Si te entusiasma y te da miedo al mismo tiempo es que deberías hacerlo.

Ver perfil

Reportaje de Alpha Universe


x