Skip to main content (Press Enter)
 

Cámaras de seguridad en red de la serie C: protección para escuelas y universidades

Asequibles y fáciles de instalar, la cámaras de seguridad en red de la serie C de Sony son idóneas para mantener la vigilancia de instalaciones académicas, estudiantes y bienes personales.

Cámaras de seguridad en red de la serie C: protección para escuelas y universidades

Discreta, asequible y seguridad de primera

Gracias a las cámaras de seguridad en red de la serie C de Sony, fáciles de instalar y asequibles, los centros educativos pueden garantizar la vigilancia de estudiantes, espacios y propiedades.

Estas compactas cámaras «todo en uno» son una opción excelente para cubrir una amplia gama de áreas interiores en colegios o universidades, desde vestíbulos y entradas hasta almacenes, pasillos y cafeterías.

El diseño compacto de las cámaras SNC-CX600W y SNC-CX600 se adapta de forma discreta a una gran variedad de entornos educativos. Pero en el interior de su discreta carcasa hay un despliegue de inteligencia para mantener la seguridad de las instalaciones y los alumnos en todo momento, ya sea de día o de noche.

La unidad «todo en uno» incluye una cámara sensible con un sensor CMOS Exmor de alta resolución que capta nítidas imágenes de vídeo HD. Dispone de un objetivo gran angular con un amplio campo de visión de 120°, de modo que se necesitan menos cámaras para la supervisión de áreas escolares, lo que reduce los costes del sistema y la complejidad de la instalación.

La aclamada tecnología de procesamiento IPELA ENGINE EX de Sony incluye XDNR (reducción dinámica de ruido eXcellent) y Visibility Enhancer para conseguir imágenes nítidas incluso en condiciones de poca iluminación que pondrían en un aprieto a otras cámaras. Es más fácil reconocer caras y detectar actividades inusuales, lo que proporciona más tranquilidad a profesores, alumnos y administradores escolares. El material de vídeo se puede ver a distancia en el navegador web de un ordenador común e incluso en un teléfono inteligente (que también puede emplearse para controlar la cámara).

Algo inusual en las cámaras de este precio, la serie C también incorpora un sensor de infrarrojos pasivo capaz de ver literalmente en la oscuridad, detectando movimientos de forma ininterrumpida... incluso por la noche, en plena oscuridad. Si detecta un sujeto con una temperatura superior a la temperatura ambiente en el campo visual de la cámara, se enciende un iluminador LED brillante que actúa como elemento eficaz para disuadir intrusos.

Pero eso no es todo. El sensor es capaz de activar la reproducción en el altavoz integrado de una alerta de voz pregrabada (por ejemplo, «le estamos grabando en un circuito cerrado de televisión») para que los visitantes no deseados se lleven una sorpresa aún mayor. El vídeo también se puede grabar directamente en la tarjeta de memoria de la cámara como respuesta al movimiento dentro de su campo de visión o en el caso de que un intruso intente manipular o desconectar los cables de red.

Como complemento adicional, la SNC-CX600W tiene red Wi-Fi integrada, cuya configuración de red se establece fácilmente con sólo un botón. La instalación es extraordinariamente sencilla, por lo que los costes se reducen aún más dado que no es necesario tender cables de red adicionales.

Con las cámaras de la serie C de Sony, proteger colegios y facultades nunca ha sido tan inteligente, sencillo o asequible.

Más información acerca de la cámara de videovigilancia en red SNC-CX600W